Personas trabajando con personas

UN SMI SIN ACUERDO COMPLICARÁ OTRAS NEGOCIACIONES CON LOS EMPRESARIOS

7 septiembre 2021
Imprimir
  • Se cerró sin pacto y no habrá más reuniones, solo contactos informales
  • Calviño propone posponer la subida a octubre y Trabajo la quiere en septiembre
  • Díaz, sobre el montante, habla de una "ponderación" entre CEOE y sindicatos

No hay acuerdo sobre la subida del salario mínimo interprofesional (SMI) que el Gobierno ha confirmado se va a producir para el último tramo del presente año. La reunión mantenida el lunes por el secretario de Estado de Empleo, Joaquín Pérez Rey, con los empresarios y los sindicatos se cerró sin pacto, pero con una confusión respecto a la continuidad del diálogo. Según explicaron los negociadores de CCOO y de UGT -no hubo comentarios ni del Ministerio ni de la patronal CEOE a este respecto- ya no se celebrarán nuevas reuniones, aunque se mantendrán contactos informales para seguir tanteando un acuerdo, algo que no descartaron los sindicatos.

Fuentes empresariales consultadas por el elEconomista reconocen que si el Gobierno opta por una subida del SMI para este año se tensarán las relaciones con las patronales, dificultándose así otras negociaciones pendientes, tales como la prórroga de los Ertes, cuya mesa se debe abrir en los próximos días; la reforma laboral, que debería contar con un borrador en octubre; y la segunda fase de la reforma del Sistema para apuntalar la sostenibilidad de las pensiones.

Matización de Calviño

Además, volvieron a saltar chispas entre la vicepresidenta primera y responsable del área económica, Nadia Calviño, y la vicepresidenta segunda, al frente de la negociación y líder de Unidas Podemos en el Gobierno, Yolanda Díaz. En esta ocasión fue por los plazos de entrada en vigor de la subida del SMI. Calviño afirmó en declaraciones a TVE que la subida del salario mínimo para este año será "relativamente limitada" y se aplicará de octubre a diciembre, sin carácter retroactivo.

Además reiteró lo que ha venido defendiendo los dos últimos meses: "El aumento del SMI lo tenemos que hacer siempre y cuando no ponga en riesgo el empleo, sobre todo para los jóvenes". Calviño matizó que el Gobierno se guiará por las recomendaciones de la comisión de expertos que creó para analizar la senda de subida del SMI para alcanzar el 60% del salario medio a final de legislatura. Recordó también que la subida del SMI puede retomarse ahora debido a los datos positivos en el mercado laboral, con caídas "sin precedentes" del paro y bajada de los trabajadores en expedientes de regulación temporal de empleo (Erte).

Aunque no se emitió una respuesta pública desde el Ministerio de Trabajo, fuentes presentes en la reunión de aclararon que Pérez Rey aseguró que la subida se aplicará desde el 1 de septiembre. Díaz se mostró discreta al respecto y en declaraciones desde Oviedo se limitó a decir respecto a la entrada en vigor del incremento que "se va a dejar trabajar al diálogo social como siempre".

"Quiero ser clara con quienes hoy dicen que no toca subir el SMI. Deben explicar por qué razón lo están haciendo si esos mismos están negociando convenios con subidas más elevadas, del 1,5% y el 1,8%", dijo. La ministra aclaró que la subida del SMI "no se va a llevar mañana [por hoy] al Consejo de Ministros a pesar de que todos los trámites legales están preparados para que esto sea así". "Me gustaría que hubiese acuerdo, pero si no fuese así lo importante es que se haya producido el diálogo social", dijo.

Sobre el montante de la subida, que se mueve entre 12 y 19 euros según ha señalado el Ministerio, la vicepresidenta manifestó que saben lo que quieren los sindicatos y la patronal y de lo que se trata de hacer siempre es una ponderación.

Mesas de diálogo

Aunque los empresarios están lejos de la ruptura de las negociaciones, la decisión irreversible del Gobierno de subir el salario mínimo para lo que resta del año hará que las patronales CEOE y Cepyme mantengan posiciones más "tensas" en las mesas que mantienen abiertas con el Gobierno.

La principal, la de la reforma laboral, tampoco se verá especialmente afectada, pues desde las patronales se ha mostrado disconformidad con la propuesta que impide atisbar un posible acuerdo. Más dudas hay sobre la mesa de la prórroga de los Ertes, pendiente de convocarse, pues habrá que saber cuál es la propuesta del Gobierno. Y también hay que esperar a la mesa de las pensiones.

Fuente: Consejo General de Graduados Sociales de España

 

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies. política de cookies