Personas trabajando con personas

UGT EXIGE A SÁNCHEZ DEROGAR EL DESPIDO POR BAJAS MÉDICAS EN EL PRIMER CONSEJO DE MINISTROS

9 enero 2020
Imprimir
El sindicato reclama al nuevo Gobierno que se elimine por decreto la reforma de pensiones del PP "de manera inmediata y sin muchas negociaciones"

UGT ya ha puesto deberes a Pedro Sánchez para su primer Consejo de Ministros: ha pedido que se elimine como causa de despido justificado la ausencia del trabajo en ocho días por baja médica en un periodo de dos meses. También quiere que se elimine “de manera inmediata” la reforma de pensiones del PP de 2013 que acabó con la actualización anual de las pensiones con el IPC. En ambos casos ha pedido que se haga “por decreto y sin demasiadas negociaciones”, ha detallado el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, en un encuentro con la prensa durante este miércoles.

Al sindicalista le gusta cómo suena la música del pacto de Gobierno firmado por PSOE y Unidas Podemos. “Nos reconocemos en parte del programa. Pero dicho esto, creo que necesita una amplia negociación”, ha advertido en su discurso, en el que ha hecho las excepciones de la reforma de pensiones de 2013 y el despido por bajas médicas, avalado a finales de 2019 por el Tribunal Constitucional en una polémica sentencia que ha provocado la crítica de los sindicatos y la promesa del PSOE y de Unidas Podemos de eliminar esa parte del Estatuto de los Trabajadores.

Después de esa derogación, en opinión de Álvarez, se darían las condiciones para empezar una negociación sobre la derogación de “las reformas laborales”, es decir, las de 2010 y 2012. Esta exigencia supera los límites del pacto de Gobierno progresista. En él solo se menciona la de 2012, la que hizo el PP, pero no se menciona la de 2010, la del Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero.

Entre las peticiones de UGT está la recuperación de la prórroga indefinida de los convenios vencidos hasta que se renuevan, la llamada técnicamente ultraactividad, o la preferencia de los convenios sectoriales sobre los de empresa. También reclama que vuelva la autorización de la Administración en los despidos colectivos y otras regulaciones de empleo no pactadas, lo que también desborda lo firmado en el pacto de Gobierno. En ese acuerdo solo se habla de incrementar el papel de la Inspección de Trabajo en estos procesos.

En su exposición, Álvarez ha sido muy duro con CEOE: “He notado que le falta un mínimo de humanidad no reprochando a las empresas que en la última etapa hayan despedido a los centenares, miles de trabajadoras, porque básicamente son trabajadoras, básicamente del sector servicios donde no hay representación sindical […] de manera abusiva y de forma indecente”.

Álvarez también ha hablado del salario mínimo y ha reafirmado la posición de su organización de que durante esta legislatura llegue al 60% del salario medio. Este objetivo es compartido con el otro sindicato mayoritario, CC OO. Sin embargo, hay discrepancia en cuanto a la metodología para calcularlo y eso hace que el resultado sea diferente. Mientras UGT lo cifra en 1.150 euros mensuales con el sueldo medio de 2019; CC OO lo cifra en algo más de 1.000 euros con los últimos datos.

Sobre la separación de los departamentos de Trabajo y Seguridad Social, Álvarez no ha sido crítico en sus palabras. Sí que ha pedido que haya “coherencia en las políticas”. “Si ocurre eso, tiene que haber mucha homogeneidad”, ha continuado. Y, para alejarse todavía más de una posible interpretación crítica, ha señalado que esa reflexión no solo sirve para los departamentos encargados del mercado laboral y las pensiones, también para los de Industria, Energía o Transición Ecológica.

Fuente: El País

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies. política de cookies