Nos gusta formar parte de un equipo

EL GOBIERNO APRUEBA LA SUBIDA DEL SMI A 950 EUROS

30 enero 2020
Imprimir
El Ejecutivo destaca la recuperación del diálogo social

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y los agentes sociales han firmado este jueves el acuerdo por el que se subirá a 950 euros brutos mensuales el salario mínimo interprofesional (SMI) en 2020.

Por parte de las organizaciones patronales han firmado el presidente de CEOE, Antonio Garamendi, y el de Cepyme, Gerardo Cuerva, mientras que por el lado sindical han sido el secretario general de CCOO, Unai Sordo, y el de UGT, Pepe Alvarez.

Los agentes sociales estaban situados a la izquierda del presidente del Gobierno, que ha sido el último en firmar, mientras que a su derecha se han situado el vicepresidente segundo de Derechos Sociales, Pablo Iglesias, y la vicepresidenta tercera para Asuntos Económicos, Nadia Calviño, además de la ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz.

El documento suscrito acuerda establecer el SMI en 2020 en 950 euros brutos al mes en 14 pagas, lo que equivale a 13.300 euros brutos al año y 31,66 euros brutos al día con carácter general.

Asimismo, se fija en 44,99 euros, frente a los 42,62 euros de 2019, la retribución mínima por jornada legal en el caso de trabajadores eventuales y temporeros cuyos servicios a una misma empresa no excedan de 120 días anuales.

En el documento se constata que la existencia de una retribución salarial mínima adecuada contribuye a superar situaciones de pobreza, reducir desigualdades y propiciar tanto la estabilidad como la cohesión social.

También dice que permitirá impulsar el consumo y promover un crecimiento económico sostenido, sostenible e inclusivo, así como aumentar los ingresos del sistema de Seguridad Social mediante un incremento de las cotizaciones.

Este aumento del SMI beneficiará a más de 2 millones de trabajadores e impactará, sobre todo, en el Régimen General y, de forma más particular, en los trabajadores del hogar y del sector agrario.

El nuevo Ejecutivo de coalición se ha marcado como objetivo, tal y como se recoge en el acuerdo programático suscrito entre el PSOE y Unidas Podemos, situar el SMI en el 60% del salario medio a final de legislatura, lo que le situaría entre los 1.000 y los 1.200 euros, como recomienda la Carta Social Europea.

La ministra de Trabajo defendió tras llegar al acuerdo con los agentes sociales que el salario mínimo es una "pequeña herramienta y la llave" para enfrentar la desigualdad en España, que afecta a muchos trabajadores que están fuera de la negociación colectiva.

Díaz también ha negado "categóricamente" que la subida del SMI vaya a tener un efecto negativo en el empleo y afirmó que mejorará la vida de los trabajadores.

El diálogo social, clave

Recientemente, la titular de Trabajo también ha puesto en valor que se haya conseguido "volver al diálogo social" después de mucho tiempo para pactar la subida del SMI. "Lo relevante de este acuerdo no es el quantum, es el cómo, y me parece que la grandeza de lo que hemos hecho es el reequilibrio y la reconsideración del diálogo social", señaló el pasado lunes.

En este sentido, Díaz inistió en que el diálogo social es "la herramienta democrática por excelencia" y los grandes acuerdos de país tienen que estar "pautados" con los agentes sociales, acaben o no en acuerdo.

Así, Díaz ha expresado su compromiso personal y del Gobierno en que los cambios que se aborden en torno a la reforma laboral de 2012 se harán desde el diálogo social. "Todas las legislaciones que abordemos van a ser con diálogo social, se llegue o no a un acuerdo", ha garantizado.

Fuente: Consejo General de Graduados Sociales de España

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y analizar la actividad de la web con la finalidad de mejorar su contenido. Si continúa navegando sin modificar la configuración de su navegador, consideramos que acepta su uso. Más información en nuestra Política de cookies. política de cookies