People working with people

EL PSOE QUIERE ‘CONDENAR’ EL CONVENIO DE EMPRESA

29 March 2019
Print

El PSOE quiere que sea total la prioridad del convenio sectorial frente al de empresa. Y así lo ha definido en sus documentos internos para la campaña electoral y una futura acción de Gobierno, si se lo permiten los resultados electorales del 28 de abril. 

Los socialistas explican su propuesta en el hecho de que la prioridad del convenios sectorial frente al de empresa no sólo beneficia a la protección de los trabajadores, sino que también conviene a muchos sectores de las patronales CEOE y Cepyme. Por ejemplo a todos aquellos que emplean mucha mano de obra, como la construcción, la limpieza o sectores multiservicios. Esto se debe a que hay muchas pequeñas empresas en estos sectores que intentan romper la competencia con salarios muy bajos. 

Claro que la defensa de la competencia y la flexibilidad laboral, incluso dentro de las mismas marcas, es la razón por la que el automóvil defiende el convenio de empresa. 

En todo caso, lo curioso es que para elaborar este punto de su programa electoral, el PSOE se ha basado en el II Acuerdo para la Negociación Colectiva, que firmaron en 2012 la patronal CEOE y los sindicatos CCOO y UGT. Justo antes del primer Real Decreto Ley de la reforma Laboral del 12 de febrero, que hizo el Gobierno del PP, y que se convertiría en ley el 7 de julio del mismo año, con toda la reforma de la negociación colectiva. 

Esta es la clave para los socialistas en esta cuestión: el acuerdo entre la patronal y los sindicatos defiende la prevalencia del convenio sectorial, salvo que el empresario y los trabajadores de una empresa determinada, defiendan su convenio expresamente. Es decir, “a iniciativa de las partes afectadas, para negociar la jornada, funciones y salarios”. 

CONVENIO PROVINCIAL 

Además, el acuerdo de los agentes sociales defiende el convenio sectorial provincial, como camino alternativo al de empresa. Subrayan que los pactos provinciales ya se ocupan de “potenciar la flexibilidad que la empresa necesita para adaptarse a un mercado cambiante y competitivo”. Incluso, que este tipo de acuerdos “son los que más cobertura dan a empresas y trabajadores”. 

Con ello los socialistas quieren suprimir “los aspectos más lesivos para los trabajadores de la reforma laboral del Partido Popular”, como remarcan una y otra vez el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio. Hay que recordar que, precisamente, la reforma de los convenios es una de las medidas que el Gobierno de Pedro Sánchez ha decidido no presentar antes de las elecciones generales del 28 de abril. Esto se debe a que, para esta reforma de calado, el Ejecutivo no cuenta con apoyo parlamentario suficiente para llevarla a cabo.

Fuente: Expansión Pro-Orbyt

Cookies

We use our own and third party cookies to provide our services and analyze the activity of our website in order to improve its content. If you continue browsing without modifying your browser’s configuration, it will be deemed that you accept their use. More information about our Cookie Policy.